viernes, 18 de julio de 2014

ESE ALGO MÁS

El mismo lugar en otro momento. Foto del copiloto.
LUGAR; Centro de la ciudad de Madrid, concretamente, el túnel, de poco más de 200 metros,  que atraviesa la rotonda de la Puerta de Toledo.
MOMENTO; Sobre las 20:00 horas. De vuelta a casa. En ese instante en el que vas cerrando una jornada laboral  intensa  y comienzas a desconectar, cantando a todo trapo en el interior de tu coche.
SUCESO; Conductor despistado, o deslumbrado por el Sol, que se equivoca de carril y a la salida del túnel te lo encuentras, inesperadamente delante de tus narices,  camino de  chocar frontalmente contra ti.Gracias a Dios, todos supimos reaccionar. Él, corrigiendo el rumbo, el conductor que me seguía frenando y yo orillando el coche. Al final  todo quedó en un susto ... y  algo más.

Ese algo más es la reflexión, que creo que deberíamos compartir  todos los  afortunados, que podemos contar,  como mera anécdota, un suceso que terminó bien,  pero que  podría haber terminado regular, mal, fatal o peor. 
Después de lo ocurrido, yo sólo tenía ganas de llorar pero no lo hice. Decidí continuar con mi vida como si no hubiese ocurrido nada. ¡Serán los nervios! - Me dije.
Desde ayer no he dejado de darle vueltas, no al suceso,  si no a mi forma de reaccionar. A esa decisión de seguir, sin mirar atrás, como si no hubiera pasado nada. Hoy quiero pararme porque estoy seguro de que sí pasó algo. Pasó que hoy puedo decir que  puedo ver, que hoy puedo oler, que hoy puedo bailar, que hoy  puedo correr, que hoy puedo abrazar,...  ¿ Le parece poco? ¿Me parece poco? Puedo cantar, puedo besar, puedo escribir, puedo reír, ... Hoy, ahora puedo hacerlo. No lo sé mañana o después, pero ahora, hoy, sí.

¿Por qué somos tan ignorantes que no sabemos valorar todo lo que tenemos y somos ahora?
¿Por qué pensamos que el mañana será nuestro cuando sólo podemos interactuar con el presente?

Yo ya he cumplido con la obligación de compartir con usted, ese algo más, después de haber experimentado un suceso que terminó bien. Ahora con su permiso me voy a cantar, a bailar, a sonreír, a correr,..., a vivir.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario