jueves, 7 de junio de 2012

LAS FUERZAS DE SEGURIDAD

A raíz de la críticas por su actuación y después de ver las imágenes en las que dos policías municipales, en el madrileño barrio de Lavapiés, detienen a un inmigrante acusado de vender de manera ilegal, uno se formula varias preguntas; ¿Qué es lo que se les pide a las fuerzas de seguridad de este país? ¿Estamos dejando que desempeñen sus funciones? Vayamos a Lavapiés, no creo que al autónomo de la calle Amparo le haga mucha gracia que mes a mes le sangren a impuestos, no venda por la crisis y encima tenga que sufrir la competencia desleal, ilegal y aniquiladora de la mafia del TOP.MANTA. La policía tiene que hacer su trabajo, evitando que se cometa el delito, por lo tanto, la policía debe impedir la venta ilegal. Es su obligación y por eso les pagamos todos, incluidos los comerciantes de Lavapiés. Las personas que venden de manera ilegal, saben que están cometiendo un delito, seguramente no les queda otra salida para sobrevivir, pero señores, están delinquiendo y tienen que pagar por ello, y ahí es donde entra la policía. Si hablamos de las maneras en las que se produjo la detención podemos destacar la presencia de DOS agentes y de MÁS DE DOS compañeros/amigos del detenido, bastantes más de dos. Me Pregunto ¿Cual hubiese sido la reacción de los detractores de la actuación policial y por supuesto, la reacción de los allí congregados, si se hubiesen presentado una o varias lechera? … ¿Qué deben hacer las fuerzas de seguridad para poder desarrollar su trabajo sin ser criticadas? ¿Cómo deben actuar? Se admiten sugerencias, den ideas, seamos prácticos. Creo que no debemos cargarnos así el sistema, pero si lo quieren hacer, hay que avisar primero a aquellos comerciantes que pagan impuestos para que dejen de hacerlo y así evitarán sentirse LOS PRIMOS de la historia y a continuación nos cargamos a LA POLICIA para que no haga su trabajo y que cada uno haga lo que le dé la gana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario